frendeites

Convencidos de que el diseño contribuye al aprendizaje de los estudiantes, Pensionnat du Saint-Nom-de-Marie (en Outremont, Quebec) continúa su colaboración con Taktik design para desarrollar dos aulas flexibles al servicio de una pedagogía que va más allá del marco.

A diferencia de un aula tradicional, un espacio flexible ofrece una experiencia adaptada a diferentes ritmos de aprendizaje y diferentes necesidades de los estudiantes. Los nuevos diseños ofrecen múltiples configuraciones para aprender, estudiar y colaborar. Ya sea solos en una sola estación o en grupo alrededor de una gran mesa, en el centro de la clase o en una sala de estudio, instalados en taburetes o en un asiento estándar, relajados en un sofá o en pequeños grupos en islas de banco, los estudiantes están mimados por elegir. Intuitivos, los diseños invitan a ocupar el lugar que más les convenga. Al desarrollar su autonomía, el diseño contribuye al éxito de sus actividades de aprendizaje.

El reto de esta pedagogía evolutiva consiste en ofrecer una cierta flexibilidad de arreglos manteniendo una estructura intuitiva. El proyecto fue diseñado con el espíritu del coworking, como un espacio de estudio adaptable e inspirador. Se han puesto en marcha varias estrategias: el mobiliario de las habitaciones es fijo mientras que el del centro es móvil; el diseño promueve la convergencia hacia la pizarra donde el docente puede ilustrar rápidamente su punto; las alfombras crean subespacios y delinean áreas de forma natural, al mismo tiempo que mejoran la acústica; y el juego de alturas de las diferentes mesas dinamiza el lugar.

Para este colegio para chicas jóvenes, el espacio acondicionado tiene una estética que deja espacio a la redondez, la naturaleza y la suavidad a través del uso de colores de acento en tonos tenues. Los delicados murales de flores, pintados a mano, completan la temática floral desarrollada en la señalización de los pequeños espacios cerrados. Las dos clases adoptan un lenguaje común en términos de diseño, pero cada una tiene su propia atmósfera.

La distribución se centra en optimizar el metro cuadrado, al tiempo que ofrece espacios que favorecen el bienestar y el espíritu colaborativo gracias a unas instalaciones amables y divertidas. Desde paneles acústicos de fieltro hasta muebles resistentes, todo está diseñado a medida. También se han restaurado algunas sillas, restos de la antigua aula.

Estos espacios de aula tienen la particularidad de convertirse en la sala de estar del dormitorio para estudiantes extranjeros por la noche. Para que los residentes se sintieran como en casa, se favoreció una estética residencial. El uso del local en el aula durante el día, en la sala de entretenimiento por la noche, así como el cómodo mobiliario con el sofá, la alfombra y las plantas contribuyen a la apropiación del local por parte de los residentes que vienen a aprender, estudiar, comer y relajarse distraerse. 

¡Pura flexibilidad!

 

Imágenes ©: Maxime Brouillet

 



Logotipo-ML SiteADC

de arquitectura en quioscos

D'A
 

Pantalla emergente MAGAZINE

Mas leido